sábado, 21 de febrero de 2009

YO SOÑÉ O YO PENSÉ

Yo soñé o yo pensé, ¿qué diferencia hay?, ni siquiera nosotros mismos sabemos si lo soñado fue pensado o lo pensado soñado; aun así, procuro no arrepentirme ya de nada de lo que hago. A lo hecho pecho. Lo que ayer era una realidad, hoy ya es un anhelado sueño que yo pensé, …o quizás soñé. El final del mismo, un final que pensé pero con el que no quería soñar.
No quiero empezar este post sin dar las gracias…”otra vez”… a los que me habéis dado la oportunidad de estar aquí, a los que habéis estado animándonos (Habéis sido tantos que no quiero nombrar a nadie y lo haré personalmente en cada oportunidad). Han sido casi cinco días en una carrer…aventura, que ha satisfecho plenamente mis expectativas (ojala hubiera aguantado algunos días mas); Esta experiencia ha satisfecho mis expectativas físicas, espirituales y mentales. Más adelante, poco a poco, como hice en Sables escribiré para compartir con todos mi vivencia lo más fielmente posible, desde las tripas, como a mí me gusta, para compartirla con los que quiero, pero también para que sirvan de estímulo, motivación y ayuda a quien quisiera animarse a intentar esta u otras aventuras. Subrayar que estoy contento. Solamente algo desilusionado por no haber podido gozar unos días más. Pienso que, en la mayoría de los casos, el deporte de aventura nace de la expresión de alguien que se cree capacitado para enfrentarse a lo misterioso y aceptar e incluso disfrutar de la revolución interna de un ser desorientado y deseoso ante un destino que desconoce y, a la vez, de alguna manera, teme. Afrontar una carrera, una escalada, un desafío, sabiendo que el único final posible es la meta, sería como ir al cine a ver la vida de Cristo (conoces la conclusión, y por ello perdería ese resplandor de aventura e incertidumbre, que a mi por lo menos tanto me motiva). Esta carrera, es una impresionante y férrea competición extrema contigo mismo en el sentido más estricto y severo de la palabra. Y estoy contento porque mientras mi tendón, musculo, contractura u lo que sea esto, aguantó, pase los días más violentamente felices en fusión con la soledad, la naturaleza y yo mismo que podía imaginar. Lloré emocionado en muchos momentos ante el espectáculo de sentirme tan pequeño pero a la vez tan grande en un lugar tan agreste y a la vez tan auténtico y familiar. He encontrado lo que esperaba, lo que andaba buscando. Cruzar kilométricos lagos helados, bosques que me contemplaban silenciosos llenos de almas dormidas, ardillas juguetonas, cuervos indiferentes, perros nerviosos tirando trineos a cientos de kilómetros de un lugar medio civilizado, todos encuadernados junto conmigo. Me he sentido parte de este tratado, respetuoso y respetado. Los arboles me saludaban postrados ayudados por el peso de la nieve. Cavar zanjas para confundirte con el medio y descansar acurrucado sumando una respiración mas a ese bosque dormido y helado. Cruzar solitarios extensos y solidificados lagos en un silencio solo perturbado por tus reflexiones y el retumbo de tu pulka enredado con el rechinar de tus bastones y el crujir de tus pisadas en la nieve. Al final, ver el entorno como un provecho, una subvención de la naturaleza y no como un enemigo hostil ha sido el truco de estos días y que me facilitaba mucho las cosas. Aparte de todos vosotros, la nieve me ayudaba a arrastrar la pulka con más facilidad y me daba de beber, los arboles me protegían del viento, me cobijaban y me alegraban la vista y el alma. Incluso comencé a amigarme con el frio y sus percepciones. Tararear a grito pelado Somewhere Over The Rainbow del Mago De Oz (no me preguntéis porque, es lo que me salía, me estallaba desde dentro y salía por la boca mientras avanzaba por esas albinas estepas a un ritmo que a mí me aparentaba extraordinario… tendré que psicoanalizarme…). Caminar (que no correr) 60 km diarios a una media de menos 20 grados, por estos parajes, acompañado por un aparatito que atado a mi pulka con dos intermitentes luces que sabia que eran vuestros ojos desde casa que me miraban, me daba una fuerza descomunal y extraordinaria que solo puede ayarse cuando la conjunción entre cuerpo mente y espíritu es casi perfecta. La Yukon comenzó para todos hace muchos meses en mi tierra, en Barbastro. Corriendo con mis amigos, compartiendo con mi familia, alegrías, sueños, tristezas, madrugones (eso si fue difícil). En estos cinco últimos meses, en cualquier instante una lesión, una torcedura, un contratiempo pudo dar al traste con toda mi ilusión, y no, he tenido la suerte de llegar hasta aquí, percibir el frio en mi cara, distinguir como se me entumecían las manos, los pies e incluso el alma. He tenido suerte y tan solo ha faltado una poquita mas, para poder haber disfrutado y conscientemente resistido cuatro días más. Vine preparado; es más, toda mi vida sin saberlo me había preparado para esta carrera. Desde las cerillas y la sierra que portaba para encender una fogata que me recordaban a mis primeros campamentos infantiles, pasando por los vivacs, la supervivencia, los termos de agua, el hornillo, usar la pala disponiendo un campamento en una expedición, el olor del coagulado saco de plumas y la experiencia de cualquiera de mis rutinas en montaña, o finalmente la experiencia mental física, de alimentación e hidratación de la maratón de Sables, todo junto hacían que en la YAU todo tuviera para mí un aroma familiar. ¿Volvería? Por primera vez en mi vida digo, si, volvería. No sería lo mismo, tendría menos merito hiciera una etapa o todas. Ya sabría a que me enfrento, como prepararme, como enfrentarlo, perdería ese halo de aventura que tanto me gusta, pero me han quedado doscientos kilómetros por descubrir, por disfrutar. Esto no es Sables. Es otra cosa. Muchísimo más despiadado, más duro, menos infraestructurado, menos mediatizado si, igual de hermoso. En Sables, tras terminar la etapa “descansas”, aquí, la comodidad es la marcha, el descanso la aventura, la alimentación conocimiento, la hidratación el compromiso, la supervivencia tu responsabilidad. Pero lo que yo siempre digo es que cuando yo siento lo que siento en una hostil carrera como esta, otro siente eso mismo o parecido en una excursión de senderismo por la sierra de Guara, o afrontando sus miedos antes de su primera media maratón. Y desde mi punto de vista el mismo mérito. La cuestión es ir siempre un poquito más allá. Yo he puesto mi límite físico más allá y exceptuando esta pequeña lesión, lo aguantó. El limite mental, he de ser sincero y exceptuando la primera noche donde fustigados y disciplinados de golpe por unas extremas temperaturas de -40, tirados en medio de la nieve, me sentí responsabilizado de mi excepcional pero novato compañero, como antes alguien en muchos momentos de mi breve trayectoria deportiva hizo también por mí, y tuve que hacer frente a mis sensaciones de no competencia de responsabilidad no buscada dar la cara y apechugar. Después, incluso en mi primer ataque de dolor, la mañana del segundo día, si Salvador no hubiera estado para animarme, hubiera abandonado habiéndome perdido dos días más regalados por “san droal” que son los que han hecho de la Yau una experiencia que jamás olvidaré. En carreras como esta, cada día es una gran victoria . No me considero ningún ultra, soy montañero y siempre lo seré y si algo me ha calado de este mundo del ultra fondo, son las grandes personas que he conocido en este ambiente, es el respeto que se tienen, al igual que el que nos tenemos los montañeros, independientemente de que consigas la cumbre o no. "Solo el que se atreve, puede saber". En esta carrera, cada día, cuando conseguías una jornada más, la gente te felicitaba como algo grande “Congratulations” te decían. Cuando partías, te decían “Good Luck”, “Buena Suerte”. Totalmente sabedores de lo que te esperaba. Otro recuerdo conocido cuando desde un campo base sales hacia la cumbre. Según mi particular punto de vista, poniendo mi mirada un tanto escéptica y terrenal, es decir, exenta de magia y misticismo, con una cierta resignación vital, como todo este tipo de aventuras, es muy muy difícil llevarlas hasta el final. Son tantos factores; preparación, mentalización, focalización y finalmente “suerte” o la falta de esta. Esta noche, en la cama del hotel, mis musculos tenían la sensación de estar tirando aun de la pulka , la sentían y se convulsionaban solos en automático movimiento de recuerdo. Gran recuerdo. PD: http://salvadoribot.blogspot.com/2009/02/gracias.html Gracias a ti Salva. Aprendí muchas cosas a tu lado y me estimulaste para superarme a mi mismo. http://corredordefondo3.blogspot.com/2009/02/espiritu-extremo.html Gracias Julio. Has estado junto a mi desde hace muchos meses.

28 comentarios:

  1. Lo soñastes, lo pensaste y lo viviste Javi. Tienes una capacidad extraordinaria que muchos son incapaces de nisiquiera parase a pensar, que sueños quieren hacer realidad.Creo que tu, tienes en ese aspecto mucha suerte, piensas o sueñas algo, o sueñas y mas tarde lo piensas, la alteracion del orden no altera el producto y tu resultado es que haces lo imposible para que tus sueños, ilusiones o emociones que quieres experimentar a lo largo de esta aventura que es la aventura de la vida misma,se ta hagan realidad. Has vivido un sueño, has experimetado un pensamiento traslado a la realidad,has llegado, muy, pero que muy lejos!!!!Habra mas Yukon,o mas 8000, tendras muchas mas aventuras y proyectos que vivir!!!Animo Entrainer!!!

    ResponderEliminar
  2. ¡Pues claro queha merecido la pena! Lo soñaste, lo pensaste, lo vivieste...Nos motivastes...
    Maestro, GRACIAS

    ResponderEliminar
  3. buuuu....... me emociono solo de ver los videos!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  4. Miguel Hecho "2.º Jamaicano"21 de febrero de 2009, 11:11

    Me he quedado sin palabras. Nada más que decir.

    Besetes!!!

    ResponderEliminar
  5. GUAU!!!
    Una vez más gracias, por compartir tu aventura, con nosotros. Seguiremos empujando allá donde vayas.
    Recupérate pronto y sigue aventurandote, seguiremos aprendiendo...
    Nos vemos en tu pueblo Javi

    ResponderEliminar
  6. Desde luego........ ha merecido la pena.!!!!Y las vacas flacas nunca llegaron.
    Fantásticos y emotivos videos.
    Un abrazo,
    Pablo Segura.

    ResponderEliminar
  7. Un fuerte abrazo javi, lo has vivido y a tope!!!

    ResponderEliminar
  8. Precioso post! Después de leer esto ya no sabes que comentario hacer para no desentonar.
    Enhorabuena Javi!

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  9. BRAVO JAVI, NOS HAS DADO UNA NUEVA LECCION DE HUMILDAD.
    ESPERO QUE ESTÉS PENSANDO EN OTRA AVENTURA PARA ILUSIONARTE SOBRETODO TU Y NOSOTROS!!!!!!!!!!!!.

    TE ESPERAMOS PARA RECIBIRTE COMO TE MERECES.

    UN FUERTE ABRAZO CAMPEON

    ResponderEliminar
  10. No se puede decir más ni decirlo mejor. Cuando habla el corazón, todo se une y tus palabras hacen resonar voces profundas en mi interior.

    No te mueras nunca. Javi... ¡siempre enfermo!!!

    ResponderEliminar
  11. Hermano, me has dejado profundamente emocionado, cuando alguien habla desde el corazón es difícil no hacerlo.
    Las gracias debemos dartelas todos los que te hemos seguido y mandado energía.
    Eres tan grande como tu humildad.

    ResponderEliminar
  12. Hola nen, nos has puesto "carne gallina": con las arenas el año pasado, cos los pinos y las nieves estos días. Igual piensas en el fondo submarino para la próxima ... no sé, que sé yo .... Lo gordo: cómo hemos vivido todo, todos a una --> lo que transmites que vives en el interior cuando se siente la naturaleza como lo haces tú. Los demás seguimos saboreando cada escena de estas películas.
    ¡¡¡A SEGUIR ASI!!!¡¡¡QUE NOS GUSTA MUCHO!!!

    ResponderEliminar
  13. javi me has echo emocionar muchas veces pero este ultimo relato a sido simplemente maravilloso. Muchas gracias por hacerme sentir todas esas cosas y por motivarme de esa forma. En la proxima media maraton que corra pensare en tus relatos y seguro que me dan fuerza para terminar.
    Un gran abrazo y recupera fuerzas para seguir contando tus vivencias

    ResponderEliminar
  14. Imagino que no te acordaras de mi, Hace muchos años, me guiaste junto a mis hijos por el rio Vero. Y desde entonces, jamás hemos olvidado ni ese día ni a ti. Nos contagiaste tu ilusión por las cosas que a ti tanto te gustan. Nos hiciste, como ahora a tu compañero sentir seguros y hacer que algo que quizás fuera peligroso, nos pareciera un paseo por el paraíso, y ahora, años después te descubrimos ilusionando guiando, guiándonos, a muchísima gente por las tierras de Canadá y contagiándonos de nuevo esa envidiable ilusión. Nuestra mas sincera enhorabuena, pues lo que habéis conseguido está al alcance de muy pocos privilegiados, que como muy bien has descrito, tenéis un equilibrio entre cuerpo mente y espíritu. Ojala nos vuelvas a llevar algún día por la sierra. Antonio Delgado y familia (Zaragoza)

    ResponderEliminar
  15. soñar o pensar da igual lo importante es sentirlo y disfrutarlo y provocar en nosotros los mismos sentimiento se disfruta y se padece con tus videos y comentarios en este completo blog.Enorabuen por esta ultima hazaña que estoy segura que no sera la ultima.espero que nos veamos en binefar. un abrazo

    ResponderEliminar
  16. Enhorabuena, porque haces que lo extraordinario parezca corriente
    G.F.T

    ResponderEliminar
  17. GRANDE JAVI!!!
    ME ALEGRA MUCHO VER QUE ESTAS TAN BIEN CONTIGO MISMO. CLARO QUE HA MERECIDO LA PENA QUE ESTUVIERAS EN LA YUKON, PORQUE TU TENIAS QUE ESTAR ALLÍ. GENTE COMO TU HAY POCA.
    GRACIAS POR TENERNOS ENGANCHADOS A ESTO Y A TUS AVENTURAS SON MUY EMOTIVAS.
    LOS VIDEOS INCREIBLES, TU RELATOS... ME QUEDO COMO DICE MIGUEL SIN PALABRAS.
    ABRAZOS CAMPEON Y RECUERDOS A SALVA.

    ResponderEliminar
  18. Hala Javi, ya te hemos oido "chemecar" unos ratos, mientras nos contabas las cosetas ... los pinos, los hielos de los lagos, menos mal que no tás esbalizau, las madrugadas con "cerzeta" .... !!!ENORME¡¡¡
    ¡ Qué suerte han tenido esos jodíos paisajes, que has paseado por allí !

    ¡HALA AHORA A CURATE, zagal!

    ResponderEliminar
  19. ¿Sabes eres genial? sabes??
    Yo soy montañera de nubes, de estrellas, de cielos, firmamentos, de universos, de riachuelos, de cumbres de rocas, de lluvia transparente, de soles que abrasan al acercare, me cruzo con seres que nunca antes vi o por lo menos no recuerdo, escalo montañas sin esfuerzo sin fatiga del cuerpo pero siempre la ilusión de encontrar o ser encontrada. respiro, trago el aroma el vapor de la niebla siento el frio de los hielos en cada uno de mis poros...y eso que no los llevo deje el cuerpo dormido sobre el cesped. Viajo a mundos que solo yo conozco, me adentro en selvas que solo yo disntingo, y en profundidad de los mares sin miedo me adentro y encuentro las civilizaciones de antaño....
    bueno se quedaron los pensamientos congelados.
    vaya rollo meti
    besos y amor
    je

    ResponderEliminar
  20. aupa!
    enhorabuena y a seguir "pa'lante". todo mi apoyo desde la capital aragonesa y como bien dices, "chino chano" y con buen pie!

    salut!
    cuidate.
    Jorge

    ResponderEliminar
  21. atencion a navegantes ,ultrafondistas y soñadores de pro:en la proxima gala del deporte local de Barbastro, han decidido por UNANIMIDAD conceder a JAvi el reconocimiento a los valores humanos en el deporte.
    Yo no tengo más palabras, tan sólo un abrazo cuando te vea.CH.

    ResponderEliminar
  22. Simplemente GRACIAS JAVI.Soldado que se retira sirve para otra batalla y a ti te quedan muchas batallas por librar.Mucho animo y a recuperarse.

    ResponderEliminar
  23. Javi eres un figura. El domingo corriendo la marathon de Valencia vi a varios paisanos tuyos de Barbastro y les decía que yo también seguia a javi por Canadá....
    El mes que viene en Sables una de las cosas que viaja conmigo es tu relato del año pasado...me motiva mucho.
    Un abrazo champion!!

    ResponderEliminar
  24. Hola Javi, vengo del blog de Runner en el cual aconsejaba que viniéramos a leerte y ver las imágenes de tu aventura.

    Se lo tengo que agradecer y a tí también por escribir mostrando el alma.

    Un cariñoso saludo,

    Malena

    ResponderEliminar
  25. menuda faena matador . ya solo queda la experiencia , y una marca mas en tus zapatillas, gracias por haberme permitido ser un ultra mas por lo menos desde tu blog gracias y hasta la proxima aventura que elijas o hasta siempre

    ResponderEliminar
  26. Enhorabuena!!, lo has dado todo y eso es lo importante, y has disfrutado que es lo principal. Ya sabias tu que no era pan comido, es una prueba super dura y jodida. De veras, es admirable como has afrontado esta aventura. ¿Volver?, pues desde mi propia experiencia te digo que si te pasas las noches soñando siempre con regresar y terminar ( a mi me pasó con el UTMB) lo mejor es saldar tu cuenta pendiente, regresar y terminar la faena, se queda uno muy muy muy tranquilo y satisfecho. Felicidades de nuevo, lo que has hecho demuestra muchisimo valor y un gran espiritu. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  27. me quedo con tu frase "solo el que se atreve puede saber", soy amigo de salvador y me considero ya, amigo tuyo, con tu permiso esta claro. Gracias por hacernos vivir la YAU de la manera en que lo hiciesteis. Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  28. Un post increíble, el escrito y los vídeos. Felicidades, seguro que has abierto la puerta a más de uno.
    Muy emocionante

    ResponderEliminar